FRANCESCA WOODMAN

el

MD37. MADRID, 08/09/09.-Francesca Woodman murió con 23 años, dejando una obra de 800 negativos, donde la artista usaba su cuerpo como material fotográfico para elaborar unos retratos donde su cuerpo parecía desvanecerse. Ahora 15 de ellos se exhiben a partir de hoy y hasta el 24 de octubre en la Galería La Fábrica. Woodman fue educada en una familia de artistas. Nació en Denver (Colorado) en 1958 y al terminar sus estudios, completados con una beca en Roma, se trasladó a Nueva York. Fue allí donde realizó su primera fotografía «Autorretrato a los 13 años», en 1972, donde ya dejó marcados los rasgos esenciales del que sería su estilo, con su figura fuera de foco, escenarios interiores con objetos corrientes entre los que se ocultaba la figura humana. EFE/Francesca Woodman***SÓLO USO EDITORIAL***

Deja un comentario