Por la calle con canchosos

¿Tiene usted un perro que no puede (o no quiere) dejar sólo en su casa? ¿Ha llegado a sitios donde lo rechazan y miran con cara de puño por llegar con su mejor amigo en cuatro patas? No se afane, la próxima vez que quiera salir a dar un paseo con su canchozo recuerde que en algún lugar de la ciudad también debe haber amantes de los perros que sean dueños de restaurantes, hoteles, bares, cafés o librerías.

Tener un perro implica una enorme cantidad de responsabilidades que en muchas ocasiones puede abrumar a un dueño primerizo. Los paseos matutinos y nocturnos son obligatorios, la comida debe ser suministrada en estrictos horarios, hay que estar pendientes de las vacunas y enfermedades y por supuesto, educarlo para que no destroce los muebles de su mamá ni orine en los zapatos de sus invitados. Uno de las exigencias más ignoradas por los amos es el paseo. Excusas como la lluvia, el frío, el aburrimiento u otros planes más entretenidos hacen que el perro termine claustrofóbico aguantando una miada bien urgente.

Sin embargo, en El Chorro creemos que el perro también puede hacer parte de la vida social de su cuidador (me gusta más que dueño o amo). Por eso nos pusimos a averiguar sobre sitios en los que uno pueda llevar a su animal sin que los echen a patadas como a dos ratones.

AUTHORS-BOOKSTORE-AND-CAFE-BOGOTA
Foto: Authors Bookstore

Empezemos por un café. En la calle 70 con carrera 5 encontrará un pequeño café Diletto. En este sitio podrá usted sentarse a tomar un tinto, un latte o un espresso a un no-módico precio, pero con la seguridad que puede hacerlo con su pulgoso. Ahora bien, ahí mismo, en esa casa verde encontrará la librería Authors, un local que lleva más de 7 años vendiendo libros en Inglés y admitiendo animales a su local. Con toda la seguridad del caso, y si su perro sabe controlarse en medio de tanto papel para arrancar, puede dejarlo explorar la casa mientras usted se sienta con el café que compró en Diletto a leer el libro que usted quiera, téngalo por seguro, nadie lo va a molestar por no comprarlo.

tallerte
Foto: Página de Facebook Taller de Té

Si lo que quiere es un té, pásese por el Taller de Té en Chapinero. Es una bonita casa en la calle 60A con 3, en la que puede sentarse en el jardín o en cómodos sofas a difrutar con una gran variedad de tés e infusiones que le pueden recomendar sabores que usted nunca había probado para que le ayuden en cosas que usted jamás había imaginado.

thepub
Foto: The Pub Facebook

Ahora si usted lo que quiere es tomarse una buena cerveza después de un largo paseo por la ciudad, no dude en acercarse a The Pub en Usaquén o la Zona T. En el sitio lo van a dejar entrar con su perro e incluso le ofrecerán un plato con agua para que él también se refresque. Es común ver los domingos a visitantes de las ferias artesanales de usaquén a un perro sentado con un hombre bebiéndose una espumosa pinta.  Pero si su presupuesto no da para los precios de estos sitios, acérquese a Casa 53 en la carrera 6 con calle 53, en medio de afiches de cine y un ambiente muy agradable puede disfrutar de una buena Poker o Club Colombia con unas empanadas deliciosas.

burgerkill
Foto: Página Facebook Burger Kill

No obstante, el reto más grande para el que sale con su baboso amigo es entrar a comer a algún restaurante. El primero que se nos vino a la cabeza es Burger Kill, un sitio relativamente nuevo que ofrece algunas de las hamburguesas más deliciosas de la ciudad. El local queda en la Carrera 14 con calle 85. Recomendamos especialmente la de parmesano-tocineta o si no se puede decidir, las mini-burgers, tres hamburguesitas con diferentes preparaciones. Mientras usted se chorrea con el jugo de la carne que chorrea por la servilleta, su perro será consentido con platones de agua para que no sufra mientras lo ve a usted llenarse la panza.

thegardendeli
Foto: Página Web The Garden Deli 81

Ahora, si usted es vegetariano o está en la onda de la comida orgánica, pásese por la Calle 81 con 8, ahí encontrará The Garden Deli, un sitio donde uno se puede sentar al aire libre a difrutar jugos, ensaladas, sopas, sánduches y wraps a un buen precio y con su perro.

Sin embargo, hay ocasiones en las que uno quiere visitar un restaurante un poco más serio. Bueno, aunque no hay muchas posibilidades, en el Hotel Cité, ubicado en la Carrera 15 con Calle 88, se encuentra el restaurante Bistro, un sitio especializado en comida internacional, con un diseño moderno y que incluso invita a sus clientes a traer a su mascota para jugar con Cité, la mascota del Hotel. Así que si usted conoce una mujer que no es capaz de dejar a su perrito en la casa o si se la quiere levantar con el amor a las mascotas, llévela a comer rico a Bistro, de paso lleva al canchoso para que juegue con Cité.

Entonces la próxima vez que vaya a plantar a su perro por salir a tomarse una pola con sus amigos, piense en los lugares donde lo podría llevar, posiblemente reciba atención especial, se levante a alguien por ahí o incluso asuste a uno que otro que quiera buscar problemas con usted. Los perros pueden ser parte de su vida social.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s